Últimos días para presentar proyectos al concurso internacional de diseño “El Cobre y la Casa 2016”

El próximo 30 de septiembre se cierra el plazo de presentación de candidaturas para la sexta edición del concurso internacional de diseño “El Cobre y la Casa 2016”.

Hasta el momento, ya se han recibido más de 50 creaciones de jóvenes diseñadores y estudiantes de distintos países del mundo, realizadas con cobre y sus aleaciones. En las últimas ediciones del concurso, se ha conseguido triplicar el número de candidaturas que se presentaron en la primera convocatoria realizada en 2007.

El certamen está dirigido a jóvenes talentos menores de 40 años, que pueden presentar sus trabajos originales en 2 categorías: la de diseñadores y arquitectos profesionales y la de estudiantes de escuelas de artes gráficas o diseño y de facultades de arquitectura o diseño. Los diseños presentados deben aprovechar las cualidades estéticas y técnicas del cobre y sus aleaciones para reinventar de forma creativa todo tipo de objetos de uso doméstico.

El concurso internacional de diseño “El Cobre y la Casa 2016” celebra este año su sexta edición y está organizado por el Instituto Italiano del Cobre en colaboración con el Instituto Europeo del Cobre y su oficina en España. El jurado de este año, compuesto por el diseñador Philippe Bestenheider, el arquitecto y diseñador Diego Grandi y el crítico de diseño Marco Romanelli, valorarán la innovación, creatividad y funcionalidad de los objetos presentados a concurso.

El gran nivel de los cientos de objetos de diseño presentados en ediciones anteriores – menaje, iluminación, mobiliario, etc. – es una clara muestra de la versatilidad y funcionalidad del cobre y de sus aleaciones, como el bronce y el latón, y de la creatividad y originalidad de los jóvenes diseñadores de todo el mundo. La edición de este año parte con la premisa de confirmar por qué las propiedades del cobre (excelente conductividad térmica y eléctrica, maleabilidad, resistencia, ductilidad, eficacia antimicrobiana y capacidad para reciclarse sin perder valor), hacen de este metal un material imprescindible en los hogares, ya que, además de su atractivo ornamental, contribuye a la preservación del medio ambiente y al ahorro de energía

Más información sobre el concurso “El Cobre y la Casa 2016”