Cómo recargar los dispositivos móviles más fácilmente

Cómo recargar los dispositivos móviles más fácilmente

Hoy en día, se utilizan cada vez más dispositivos móviles como el teléfono móvil, la cámara digital, el GPS, el reproductor de MP3, el ordenador portátil y la tablet. En casi todos los casos, estos dispositivos cuentan con una batería incorporada que necesita recargarse con cierta frecuencia. ¿Cuál es la mejor forma de hacerlo?

La desventaja de los cargadores tradicionales

Hasta hace poco, cada dispositivo venía con un cargador. Y, casi siempre, el tipo de conexión sólo era válido para ese dispositivo. Por ejemplo, el cargador de tu teléfono móvil no se ajustaba al de tus hijos, porque se trataba de otro modelo o de otra marca. Por supuesto, te podías olvidar de intentar cargar tu móvil con el cargador de otro tipo de dispositivo, como un reproductor de MP3. En otras palabras, no más llamadas telefónicas o escuchar música cuando salías de tu casa sin el cargador adecuado.

Cargar los dispositivos móviles a través de USB

Hoy en día, la Comunidad Europea obliga a los fabricantes de dispositivos móviles a ofrecer sus productos con una conexión universal para los cargadores. Los fabricantes optaron por la conexión USB tipo A. Es probable que un nuevo dispositivo móvil todavía venga con un cargador, pero la caja sin duda también incluirá un cable con un enchufe USB universal en un extremo. Esto te permite cargar tus dispositivos móviles mediante una conexión USB sin necesidad de tener que utilizar varios cargadores diferentes, lo cual resulta más cómodo para el usuario… salvo que tengas que encender el ordenador antes. Sin embargo, hay una solución.

Cargadores USB en la pared

La mayoría de los fabricantes de interruptores y enchufes cuentan con un cargador USB de pared USB en sus catálogos, que se empotra en la pared como un enchufe normal. Sólo se necesita una conexión de 230V. La mayoría de estos módulos tienen dos salidas USB en la parte frontal, que suministran un voltaje de 5 V para cargar dispositivos móviles por lo que es posible cargar dos dispositivos al mismo tiempo. Normalmente esto requeriría dos tomas separadas. Hay que aclarar que estos cargadores USB de pared sólo proporcionan energía, no pueden ser utilizados para la transferencia de datos. Algunos fabricantes también ofrecen la combinación de un enchufe tradicional de pared de 230 V y un punto de recarga USB, que encaja muy bien en una caja empotrada estándar.

¿Dónde quieres usarlo?

Imagina la comodidad de tener múltiples cargadores USB de pared en el salón, la cocina o el dormitorio por nombrar algunos lugares. Resulta muy fácil reemplazar un enchufe tradicional existente con un cargador USB de pared o un enchufe tradicional de pared a 230 V con punto de recarga USB adicional. En otras palabras, pon tu cargador en la pared.